Orden de la Independencia Cultural Ruben Dario

Sucesos

Compartir en Twitter Compartir en Facebook

EN EL BAR DONDE LOS JOVENES SE DESNUDAN


“En ese momento perdimos el control, porque mi esposo pierde visibilidad hacia el interior y fue uno de mis trabajadores que comunica a mi esposo que los muchachos estaban desnudándose, por lo que inmediatamente se suspendió la música. Esa noche cerramos el local antes de la medianoche”, señaló Loretts Eliana Barrios Marín en su defensa, luego de que una comisión interinstitucional ordenó el cierre del Shot Bar.

Barrios Marín envió un documento al comisionado mayor Horacio Sobalvarro, jefe de la Policía Nacional de Masaya, en el que apela a la resolución número 01-2013, que ordena el cierre del negocio.

El vídeo erótico logrado por decenas de parroquianos que ese día celebraban el fin del hípico en honor a San Jerónimo en Masaya, ha circulado por las redes sociales y ha despertado centenares de comentarios, de los más variados.

En el vídeo grabado desde un celular, aparecen cuatro jóvenes bailando con movimientos obscenos hasta despojarse de sus vestimentas. El baile erótico ocurrió el domingo 22 de septiembre.

“El vídeo fue un escándalo, dos jovencitas y el DJ que hizo apología e incitó a ese tipo de actividad. Una de ellas se desnudó y terminó masturbándose. No es cacería de brujas”, alegó la vicealcaldesa Jacaranda Fernández, quien, no obstante, reconoció que hay lugares autorizados para este tipo de espectáculos que generaron el cierre de Shot Bar.

Propietaria no estaba en el negocio

Según su propietaria, en el preciso momento del baile ella había salido del negocio porque se le había agotado un producto, y su esposo colocaba brazaletes a la entrada.

“Lo que más nos indigna es que nos notificaron el cierre definitivo sin haber escuchado a la otra parte. Hubiesen puesto una multa o el cierre temporal. El local tenía contrato de arriendo por cinco años. ¿Ahora de dónde vamos a sacar US$700 mensuales por dos años que faltan para concluir el contrato?”, dijo Barrios Marín.

Agregó que buscaron la manera de abrir con otra razón social, pero las autoridades les han cerrado las puertas, no quieren darles una oportunidad, y “como joven me siento condenada”, expresa Barrios Marín.

No hay denuncias

“Los bailarines no son menores de edad, hemos identificado a una de las parejas, y según sus documentos son personas mayores. De la otra si no sabemos quién es, pero si se tratase de una menor --como insiste la vicealcaldesa Jacaranda Fernández--, sus padres ya hubiesen puesto la denuncia en la Policía”, expresó Barrios.

Agregó que en ningún momento Shot Bar contrató a esas personas para que se desnudaran, porque no realizan ese tipo de espectáculos, como sí lo hacen otros negocios autorizados y que son del conocimiento de la comisión interinstitucional.

Hablan vecinos

Por su parte, Jonathan Quintero Rivas expresó que lo ocurrido en el bar fue un “degenere”, porque hasta en un canal nacional lo pasaron y lo vieron niños, pero no es para que lo cierren, lo que deben exigir es más vigilancia.

Estela Sandoval, vecina del negocio, manifestó que no es justo que por la mala cabeza de las personas que bailaron en la barra y del que subió el vídeo en las redes sociales, se pierda un negocio que tanto ha costado a sus dueños.

Policía inspeccionará

“Acá hay intereses de por medio, porque las personas saben quién quiere poner un negocio en ese mismo lugar. Pero el tiempo dará la razón”, mencionó la vecina.

Por su parte, el comisionado mayor Horacio Sobalvarro, jefe de la Policía en Masaya, dijo que “la comisión interinstitucional decidió el cierre del local, porque atenta contra la moral y la buena conducta de los masayas”.

El alto mando aseguró que inspeccionarán otras discotecas y se tomarán las medidas necesarias para evitar que se repitan este tipo de incidentes.

En tanto, la vicealcaldesa Jacaranda Fernández pidió a los concejales el apoyo para evitar que Shot Bar abra sus puertas de nuevo, porque a su juicio este tipo de lugares son tarimas para la trata de personas.

La voz del vicario

Por su parte, el padre Bismarck Conde, vicario de la Basílica menor Nuestra Señora de la Asunción, exhortó a los jóvenes, tanto hombres como mujeres, a ser consecuentes con los principios y valores en medio de una sociedad marcada por el hedonismo, el sensualismo y el erotismo.

“Que la Policía aplique la ley, tal vez los dueños tienen sus argumentos, pero creo que se debe tomar de una manera profesional, tener una repuesta oportuna donde quede contenta la sociedad”, dijo el prelado.

Comentarios